Champignones rellenosEstamos acostumbrados a ver “Crema de Champiñones”, o “Salsa de Champiñones” o “Salteado de Champiñones”. Pues como verán, hay muchas otras formas de prepararlos, y esta es una de ella, muy apetitosa!!!

Ingredientes (para 5 personas)

700 Grs. de Champiñones grandes (20 Uds.)
1/2 Cebolla mediana.
2 Dientes de ajo.
100 Grs. de Bacon (Panceta ahumada).
3 Cucharadas de queso rallado para gratinar.
Sal a gusto.
Pimienta negra a gusto.
10 Hojitas de romero fresco (opcional)
1 Cucharada de harina.
Papel vegetal para horno.

Preparación de los champiñones

Champignones rellenosLavar muy bien los champiñones uno a uno.
Cortar con cuidado la base con tierra de los troncos.
Retirar los troncos. Se toma el “sombrero” del champiñón con una mano y se sujeta con firmeza. Con la otra mano se mueve de un lado a otro el tronco hasta que se suelta dejando un hueco en el sombrero. Reservar todos los troncos.
Pasar los champiñones por la plancha apenas engrasada. Espolvorear un poco de sal. Se deben colocar primero de espalda, con la parte hueca para arriba, hasta que toman un color levemente dorado en su “espalda”. También notarán que en el interior del hueco comenzará a brotar líquido. Ese es el momento en que hay que darles vuelta.
Dejar en la plancha hasta que el otro lado también quede dorado.
Retirar de la plancha y colocarlos, en un plato o fuente, boca abajo. Notarán que mientras se enfrían dejan salir más líquido. No se debe tirar su jugo, ya que nos servirá para hidratar el relleno y aportar sabor al preparado.

Preparación del relleno, armado y horneado

Precalentar el horno a 200º C.
Hacer un picado fino con los troncos de los champiñones que hemos reservado, la cebolla, el ajo y el bacon.
Rehogar todo en una sartén, condimentando con la sal, la pimienta y las hojas de romero si las hemos conseguido.
Cuando todo se haya ablandado y el líquido propio de los vegetales se haya secado, poner una cucharada de harina, mezclar e, inmediatamente, volcar el líquido que hemos recogido de los champiñones a la plancha. Mezclar todo para que quede ligado y tome una consistencia algo pastosa.
Tomar con una cucharita un poco de relleno, colocarlo en el hueco de cada champiñón como se ve en la foto.
Cubrir una fuente con una hoja de papel vegetal para horno, colocar sobre el papel los champiñones rellenos y poner arriba de cada uno un poco de queso.
Poner en el horno caliente entre 10 y 15 minutos, o hasta que veamos que el queso se ha derretido o gratinado (eso dependerá del queso que usemos).

Para servirlos

Mi cálculo es que cada comensal comerá 4 champiñones, y para mi la mejor forma de acompañarlos es un puré de papas, natural, por supuesto.
Se pueden servir como plato o, también, como aperitivo o “tapa” (como se dice en España), y valen tanto calientes como fríos.
La forma de presentarlos queda a gusto de cada uno. Siempre es bueno crear e innovar.

Anuncios